ver ciudades
FUTBOL COLOMBIANO

la llegada del futbol a Colombia se remonta a inicios del siglo XX con la llegada de los ingleses a ese país para la construcción del tren de Puerto Colombia. Según relatos de varios historiadores, estos ingleses para pasar los momentos libres organizaban “picados” (partidos de futbol informales y amistosos), que atrajeron a los pobladores colombianos de la zona y que más tarde serían las bases del futbol colombiano. Inicios de una historia futbolera
Allá por 1906 ya aparecían los primeros equipos de futbol colombiano, pero no fue sino hasta 1948 que realizan su primer campeonato profesional. Desde 1924 aparecieron varias instituciones que apoyaron al futbol colombiano entre las que podemos destacar la Asociación Colombiana de Futbol, la Dimayor (División Mayor del Futbol Colombiano), la Federación de Futbol de Colombia, esta última queda reconocida por la FIFA en 1976. El futbol colombiano no participa en eliminatorias a copas del mundo sino hasta el año de 1954, 03 décadas después de la creación de la Federación Colombiana de Futbol, luego consigue su pase a la Copa Mundial de 1962 realizada en Chile y no llego a pasar la primera ronda, años después en 1975 llego a la final de la Copa América en donde cae derrotada frente a Perú. La gloria del futbol colombiano a finales del siglo XX
Sin embargo, no es hasta mediados de 1980 que el futbol colombiano llega a un nivel internacional destacado. Así en el Mundial de Italia de 1990, logra llegar hasta octavos de final con uno de los mejores equipos de su historia, con el mismo nivel internacional obtenido logra clasificar para el mundial de 1994 en Estados Unidos quedando eliminada en fase preliminar. Colombia logra clasificar nuevamente al mundial de 1998 en Francia y no logra superar la primera ronda, tres años más tarde Colombia logra su primer título a nivel internacional al ganar la Copa América del 2001 ante México organizada en mismo Colombia, con este triunfo el equipo colombiano obtiene el pase de viajar a Francia para participar en la Copa Confederaciones 2003, logrando una de las semifinales frente a Camerún. A pesar del protagonismo conseguido a nivel internacional a inicios del siglo XXI, el equipo colombiano no logra clasificarse a los mundiales realizados en el 2002 en Japón, ni al del 2006 realizado en Alemania. Para el Mundial de Sudáfrica 2010 tampoco logro clasificarse; pese a ello logra ascender 18 puestos en el ranking de la FIFA.